EFAMA reclama una regulación europea sobre datos, ratings e informes ESG

Naturaleza, ASG, ISR
Jerry Wang, Unsplash

La asociación europea EFAMA se ha hecho eco de la reclamación de llevada a cabo por las autoridades de los mercados financieros franceses y holandeses en aras de conseguir  una regulación europea de los datos, la investigación y las calificaciones de los ESG.

«Los gestores de activos desean fomentar esta tendencia de inversión socialmente responsable ampliando su oferta de productos sostenibles y proporcionando a los inversores información fiable y comparable, también en respuesta a la reglamentación de la UE introducida para luchar contra el Green washing y aumentar la transparencia. Para cumplir estos objetivos, los inversores necesitan datos sólidos y fiables. Dada la falta de información disponible públicamente, los gestores de activos dependen en gran medida de la información de terceros proveedores de datos, investigaciones y calificaciones sobre los ESG, lo que conlleva altos costos y muchas preguntas«, apunta Giorgio Botta, asesor de Política Regulatoria de EFAMA.

En concreto, la asociación subraya una serie de puntos a los que hay que prestar atención cuya importancia crece a medida que se disparan los activos gestionados siguiendo los criterios ESG. Son los siguientes:

Concentración del mercado y costes

Los miembros de la EFAMA observan una creciente concentración en el mercado de la información sobre ESG, impulsada en parte por el aumento de las fusiones que se están viendo en esos proveedores de datos, y el aumento de los costes de los datos sobre ESG. Consideran que este aumento en el coste de los datos sobre ESG “es particularmente perjudicial para las empresas más pequeñas, que tienen menos recursos y poder de negociación, y para los inversores finales, que en última instancia son los que pagan la factura”.

Comparabilidad y fiabilidad de los datos

Desde EFAMA subrayan el problema de que  los datos y las investigaciones sobre el ESG de terceros suelen ser incoherentes, y que las calificaciones que otorgan pueden variar considerablemente entre los proveedores. “Esto limita la fiabilidad, comparabilidad y utilidad de la información proporcionada y expone a los inversionistas al riesgo del greenwashing”, afirman.

Transparencia en las metodologías

La asociación reclama transparencia a esos proveedores de datos en cuanto a la metodología que utilizar para reunir y procesar datos. “Una mayor transparencia permitiría a los gestores de activos asegurarse de que la información proporcionada puede ser fiable en el contexto de sus estrategias de inversión y desarrollo de productos”, afirman. Referente a este punto, reclama también a estas empresas un mayor diálogo con las empresas calificadas “para mejorar la calidad de la investigación y las calificaciones, y evitar análisis fácticos incorrectos y conclusiones engañosas o incorrectas”.

Por último, alerta a que debido a todo lo anterior pueden surgir posibles conflictos de interés y para evitarlo lanza una recomendación a la Comisión Europea para que desarrolle un marco normativo europeo para los proveedores de datos, investigación y calificaciones de ESG.

La reclamación de EFAMA se produce en un año que ha sido especialmente activo en lo que a regulación de la inversión ESG se refiere ya que  en este 2020 se han visto grandes avances en lo que se refiere a la taxonomía de la ESG y se han aprobado diferentes iniciativas para aclarar los conceptos y se espera que esa regulación siga yendo en aumento en los próximos años .