JPM Global Income Conservative: a la caza de las rentas

JPM Global Income Conservative, JPM Global Income Conservative: a la caza de las rentas
Fotos: Cedidas por J.P.Morgan AM.

El JPM Global Income Conservative es un fondo de J.P.Morgan AM con Sello FundsPeople 2021, con las calificaciones de Blockbuster y Consistente. Michael Schoenhaut y Eric Bernbaum, cogestores del fondo, buscan crear un flujo consistente y atractivo de rentas a través de una cartera multiactivo construida con un enfoque conservador.

El proceso de inversión se estructura en tres pasos. Parte de una mirada histórica y futura del riesgo, retorno y yield a lo largo de los mercados. Esto les permite determinar aquellas clases de activos que deben ser centrales en su búsqueda de rentas.

El segundo paso es evaluar y seleccionar equipos de inversión para supervisar las asignaciones de clases de activos individuales en el fondo. Para ello, el equipo de Multi Asset Solutions subcontrata grupos de activos a equipos especializados, a quienes les dan flexibilidad para buscar ideas de generación de rentas de alta convicción sobre una base de selección de activos individual.

El último paso es el proceso de toma de decisiones. Esto es: ajustar dinámicamente la asignación de activos y monitorizar a los especialistas en las distintas clases de activos. El fondo incorpora criterios de ASG en su proceso de inversión.

Visión de mercado

Para los gestores del fondo, las perspectivas económicas para la segunda mitad de 2021 parecen alentadoras, especialmente para aquellos países que están muy avanzados en la inoculación de vacunas. “A medida que más países intensifiquen sus esfuerzos para vacunar a sus poblaciones, la recuperación económica debería ampliarse. Los inversores están particularmente preocupados de que si la inflación resulta ser persistente en lugar de temporal, entonces los bancos centrales podrían tener que subir los tipos de interés rápidamente para desacelerar una economía que se está calentando”, aseveran.

Sin embargo, creen que la renta variable debería tener un buen comportamiento en un entorno de inflación moderadamente creciente. “Probablemente tenga sentido buscar áreas dentro de los mercados de acciones que puedan beneficiarse tanto del repunte cíclico como del aumento de los rendimientos de los bonos. Los sectores de valor generalmente se ajustan a la ley en ese sentido. En general, la renta variable se está comportando bien este año. Y, aunque no nos sorprendería ver algunos tambaleos en el camino, creemos que las perspectivas para la economía y las bolsas siguen siendo positivas”, concluyen.