Hacia la digitalización

Patricia_de_Arriaga
Cedida por Pictet AM

TRIBUNA de Patricia de Arriaga Rodríguez, subdirectora general, Pictet AM. Comentario patrocinado por Pictet Asset Management.

Los confinamientos globales han resultado ser un importante catalizador para acelerar la revolución digital y han hecho surgir nuevas oportunidades vitales y de inversión.

Resulta evidente que en esta pandemia estamos viviendo una expansión sin precedentes del mundo digital. En la denominada primera fase, los proveedores de contenidos audiovisuales, compras, educación u ocio online, redes sociales, telemedicina, etc… registraron fuertes crecimientos de volumen de negocio. Así, por ejemplo, Netflix consiguió 16 millones de cuentas nuevas en el primer trimestre de 2020, casi el doble que en el anterior.

A medida que se vayan levantando las restricciones a la movilidad, cabe esperar que ese crecimiento se desvanezca con el tiempo. Pero no parece ser lo que reflejan los fundamentales. Así, con solo el 59% de la población mundial con acceso a Internet (y creciendo) y el aumento del poder adquisitivo de los nativos digitales nacidos entre 1991 y 2005 (alrededor del 34% de la población mundial) la demanda de tecnología digital debería seguir la senda del crecimiento.

graficopictet

El despliegue del 5G debería reforzar esta senda, teniendo en cuenta además la presión sobre la capacidad de las redes existentes que ha ejercido el aumento del consumo de contenido digital en lo que va de pandemia. Esto, a su vez, estimulará la expansión del internet de las cosas y su abanico casi infinito de posibilidades digitales, tales como prendas que avisan a los padres sobre la ubicación de sus hijos, cubos de basura que indican cuándo deben ser vaciados, o briks de leche que advierten cuando llegan a caducidad.

Tres sectores que ya habían crecido anteriormente destacan especialmente en este contexto. Con la pandemia, su base de clientes se ha ampliado hacia usuarios más noveles que han podido experimentar sus posibilidades y, por lo tanto contribuir a su reanudado crecimiento.

El primero es el comercio electrónico. Los confinamientos han empujado a millones de consumidores hacia las compras online, lo que sin duda ha acabado de convencerles de su comodidad, seguridad y precios competitivos. Así, en abril PayPal registró un promedio de 250.000 nuevas cuentas al día, según una reciente actualización de transacciones.

El segundo es el sector del software como servicio, que abarca toda la tecnología tras las plataformas de teletrabajo, educación online, almacenamiento en la nube y videoconferencias. Todo indica que tanto empresas como trabajadores adopten prácticas laborales flexibles una vez se levanten las restricciones a la movilidad. Estos cambios se darán además también en el mundo académico.

El tercero es el ocio digital, demostrado por la gran cantidad de actividades de esparcimiento y socialización que han prosperado bajo tecnología digital en tiempos de confinamiento. Así, sectores como la entrega a domicilio, las plataformas de contenido audiovisual y los juegos online deberían verse beneficiados. En otro ámbito digital, sectores como la telemedicina han experimentado un fuerte crecimiento (solo en EE.UU. en 2020 se habrán realizado cerca de 900 millones de video consultas médicas, un incremento del 64% respecto a 2019, según Frost & Sullivan).

Aunque temporales, los confinamientos han revelado la amplitud y rapidez que pueden lograr los avances en el mundo digital. Además, según se va implementando la digitalización, la mayor cantidad de datos a disposición, junto a la mayor capacidad y velocidad de tratamiento, permite mejorar experiencias y procesos, lo que a su vez redunda en la satisfacción del usuario. Qué duda cabe entonces de que la digitalización irá ganando espacio en nuestro día a día, con interesantes perspectivas de inversión en sectores cada vez más diversos.


La información, opiniones y previsiones incluidas en este documento son el resultado de las estimaciones en su fecha original de publicación y pueden verse afectadas por riesgos e incertidumbres que podrían hacer que los resultados reales sean sustancialmente diferentes de los presentados aquí.
Aviso importante: Este material va dirigido exclusivamente a inversores profesionales. El valor y los ingresos derivados de cualquiera de los valores o instrumentos financieros mencionados en este documento puede aumentar o disminuir y, en consecuencia, los inversores podrían percibir menos capital del que invirtieron. Se recomienda la consulta de las últimas versiones del folleto del fondo, DFI (documento de datos fundamentales para el inversor), regulaciones, informes anuales y semianuales antes de adoptar cualquier decisión de inversión. Dichos documentos están disponibles en assetmanagement.pictet o en Pictet Asset Management (Europe) S.A., 15, avenue J. F. Kennedy, L-1855 Luxemburgo.