Qué opciones tiene el sector financiero para participar del auge de activos digitales

Activos digitales sector financiero, Qué opciones tiene el sector financiero para participar del auge de activos digitales
Foto: Joshua Sortino, Unsplash

Las criptodivisas han alcanzado en este 2021 su edad adulta. Y una de las causas es la cada vez mayor entrada de inversores institucionales en este tipo de activo alternativo que aún tiene muchas tareas regulatorias pendientes. Entre esos inversores institucionales está grandes compañías como Pay Pal, gobiernos enteros como el de El Salvador, y también muchas instituciones financieras, incluyendo los bancos.

Al fin y al cabo, según explican desde Boston Consulting Group (BCG) en su informe How Banks can succeed with criptocurrency, "algunos inversores, fintechs y fondos de capital riesgo están empezando a apostar de forma sostenida por la criptomoneda, considerándola como el futuro del dinero. Los bancos ya no pueden permitirse ignorar esta oportunidad".

Mientras llega esa regulación que tanto demanda la industria- se conoce como MICA y se espera que llegue a finales de este año o principios del que viene-, son varias las alternativas que tiene el sector financiero de participar de ese fenómeno llamado activos digitales. Y la consultora Oliver Wyman ha resaltado en un informe reciente titulado Digital Assets going maninstream, seis de esas alternativas.

  • Custodia y carteras. "Los custodios son importantes para el futuro de la infraestructura del mercado de las criptomonedas, y hay oportunidades para las empresas con la confianza institucional adecuada, la solidez del balance y los conocimientos jurídicos y técnicos", apunta la consultora. Sin embargo, considera que para que las entidades puedan monetizar ese servicio de custodia es previsible que ese servicio se ofrezca más a otras instituciones y no tanto a clientes minoristas ya que "la criptocustodia probablemente tendrá precios más altos en comparación con la custodia tradicional de activos, por complejidad técnica, legal y de aseguramiento", afirman.
  • Centros de negociación. El desarrollo de centros de negociación y de plataformas e infraestructuras relacionadas con la negociación es otro ámbito en el que pueden participar las instituciones financieras. Sin embargo, desde la consultora advierten de que es un mercado que tiene ya competidores que están muy consolidados por lo que "las nuevas propuestas en este espacio tendrán que adaptarse a un segmento concreto u ofrecer una funcionalidad de mercado más compleja que respalde las estructuras de subasta y puja específicas del mercado para diferenciarse".
  • Gestión de patrimonios y fondos.  De que se desarrolle con más o menos éxito esta rama de negocio dependerá sobre todo cómo evolucione la regulación en torno a las criptomonedas como producto de inversión. "La mayoría de los profesionales del mercado esperan que los reguladores permitan algunas formas de productos financieros criptográficos regulados, dado el tamaño del mercado y la facilidad de acceso a estos productos en el mercado gris", afirman desde Oliver Wyman. Y citan como ejemplo de un impulso claro a este tipo de activos, la decisión que tome el regulador estadounidense sobre los ETF de bitcoin y la gestión de su volatilidad por parte de los creadores de mercado.
  • Servicio de bróker. Es previsible que a medida que crezcan las empresas comerciales dispuestas a operar con criptomonedas, lo haga también la demanda de brokers especializados en este tipo de activos. ¿Cuál es el reto? Según explica Oliver Wyman en su informe "el reto del modelo de prime broker es la necesidad de construir o ensamblar componentes en una amplia gama de startups con diferente madurez. El enrutamiento de órdenes, la ejecución, la liquidación y compensación de criptomonedas, y la custodia son elementos de la infraestructura dura que existen actualmente de alguna forma, pero que tendrán que ser reunidos por un solo bróker".
  • Pagos y liquidación. Las soluciones de pago y liquidación son otro ámbito en el que las instituciones financieras pueden desplegar activos digitales. Según explican desde la consultora, "dado que el entorno de los pagos y la liquidación es muy heterogéneo, con múltiples aplicaciones e infraestructuras tanto a nivel nacional como mundial, es fundamental que los participantes identifiquen claramente una necesidad específica del mercado”. Citan como  ejemplos a países como China o Singapur, donde los pagos nacionales al por menor funcionan muy bien con transferencias casi instantáneas entre bancos y entre monederos electrónicos y bancos, y con un riesgo de contraparte manejable.
  • Ofertas financieras innovadoras. La última de las opciones que contempla la consultora pasa porque las instituciones financieras desarrollen nuevos productos financieros combinando las características técnicas que permiten los activos digitales con la innovación en ingeniería financiera. "Por ejemplo, la tokenización, una característica habilitada por los activos digitales, puede permitir la creación de nuevos productos derivados en los que los riesgos de contraparte sean más visibles y manejables, y la liquidez potencialmente desbloqueada a través de la fraccionalización y la agrupación" explican.