BNP Paribas AM adquiere una participación mayoritaria en una especialista en recursos naturales

Geran de Klerk en Unsplash

La gestora BNP Paribas Asset Management ha adquirido una participación mayoritaria en International Woodland Company (IWC), una empresa danesa líder especializada en recursos naturales. IWC cuenta con más de 30 años de experiencia en la gestión de inversiones y servicios de asesoramiento en inversiones sostenibles en bosques, inversiones agrícolas y servicios ecosistémicos, incluidos créditos de carbono y proyectos de conservación. Supervisa programas de inversión maderera por valor de 5.500 millones de euros en todo el mundo. 

La adquisición forma parte de la expansión de la oferta de inversión sostenible de BNPP AM, así como de la ampliación de su plataforma de inversión en mercados privados, satisfaciendo las necesidades de los inversores que están aumentando sus asignaciones a estrategias de inversión privada sostenible.

Se espera que la operación se cierre en el primer semestre de 2023 y está sujeta a la aprobación de la autoridad de supervisión financiera danesa.

Qué aporta la participación en International Woodland Company

Según explican en el comunicado de la operación, la silvicultura, la agricultura y otras estrategias relacionadas con el capital natural presentan atractivos perfiles de riesgo-rentabilidad y son aspectos importantes de la mitigación del cambio climático y la consecución del balance neto cero. La silvicultura, por ejemplo, ofrece atractivos rendimientos de inversión y protección contra la inflación, así como el potencial de proyectos de captura y conservación de carbono. 

Casi todos los escenarios climáticos se basan en las Tecnologías de Emisión Negativa, en particular la silvicultura y otros cambios en el uso de la tierra, para alcanzar las emisiones netas cero y limitar el calentamiento global a 1,5-2°C con el fin de cubrir las emisiones biogénicas y las emisiones de sectores difíciles de reducir.  Más allá de esto, la silvicultura proporciona muchos beneficios, como la preservación de la biodiversidad y la gestión del agua, afirman desde BNP Paribas AM. Como señaló el World Resource Institute en su reciente informe Not Just Carbon, el sistema climático mundial no puede funcionar sin unos bosques sanos.

El capital natural como mercado de inversión

Como mercado de inversión, el capital natural sigue siendo relativamente pequeño. Se calcula que los terrenos madereros institucionales ascienden a menos de 100.000 millones de dólares, lo que equivale aproximadamente al 0,1% del PIB mundial.  Esta cifra contrasta con el gasto público mundial estimado en unos 500.000 millones de dólares anuales en actividades que pueden ser perjudiciales para la biodiversidad.

No obstante, el mercado del capital natural está evolucionando rápidamente, alentado por las iniciativas de las Naciones Unidas y otros organismos supranacionales, y se espera que vaya acompañado por el desarrollo continuo de la inversión asociada y la creciente concienciación de los clientes.  “Las finanzas privadas tienen claramente un papel que desempeñar a la hora de afrontar los retos de aumentar y proteger el capital natural, además de resultar atractivas para los inversores institucionales que buscan diversificarse en activos no correlacionados que puedan ofrecer una cobertura frente a la inflación y una mayor rentabilidad ajustada al riesgo”, afirman desde la gestora.  Además, cumple los requisitos de inversión de impacto de quienes buscan estrategias de inversión sostenibles que puedan tener un impacto medioambiental y social tangible y contribuir a los Objetivos de Desarrollo Sostenible de la ONU.