Diaphanum apuesta por los activos alternativos y el retorno absoluto mientras espera recortes en las bolsas

diaphanum, Diaphanum apuesta por los activos alternativos y el retorno absoluto mientras espera recortes en las bolsas
Firma: Daniel Lerman (Unsplash).

La entidad arranca el año con la mirada puesta en la inflación y la expectativa de que el alza de los precios dure más de lo inicialmente previsto, permaneciendo por encima de los objetivos de los Bancos Centrales. Los factores que mantendrán esta tendencia al alza serán el precio de la energía, el coste de la vivienda, el aumento de salarios y la escasez de mano de obra. Para la entidad, el alza de los precios es más notable en EE.UU., en contraposición a la Eurozona y Japón, con mayor incidencia en bienes frente a servicios.

Todo ello, en un escenario donde la pandemia puede resurgir, pero sin cierres importantes de la economía, y donde la entidad espera un crecimiento económico afianzado y unos indicadores adelantados de confianza empresarial y de los consumidores que se estabilizarán a lo largo de los próximos meses.

Así, los expertos de Diaphanum infraponderan los bonos gubernamentales y los activos de riesgo por sus altas valoraciones. Su idea es aprovechar caídas en las bolsas ante la retirada de estímulos y la disminución de flujos para neutralizar sus posiciones. También apuesta por activos alternativos y de retorno absoluto, por su expectativa de rentabilidad frente a otros activos y su capacidad de atemperar la volatilidad de la cartera.

Asignación de activos

Con respecto a los bonos gubernamentales, la entidad advierte de que las rentabilidades reales de los bonos están en mínimos históricos. En un escenario de mercado totalmente intervenido por el BCE, por lo que espera un tensionamiento de las rentabilidades y bajadas en precio, según se afiance la recuperación y el BCE cambie su discurso hacia la normalización de la política monetaria empujado por la inflación. La entidad descarta los bonos corporativos IG (investment grade), por su baja rentabilidad que no compensa el riesgo asumido, mientras que apuesta por una buena selección de bonos de baja calidad que logran remunerar el riesgo.

En renta variable, Diaphanum aconseja por aprovechar los recortes con la mirada puesta en pequeñas y medianas empresas, y en el sector energético, financiero y de materias primas, en un escenario de fuerte entradas de flujos y donde no existen alternativas de obtención de rentabilidad en otros activos financieros.

Miguel Ángel García, director de Inversiones de Diaphanum, advierte que "las valoraciones de las bolsas están por encima de sus medias históricas". En su opinión, puede haber recortes ante la retirada de estímulos de los bancos centrales, sobre todo de la liquidez, algo que se dará en el caso de que los resultados queden por debajo de las expectativas. "Estamos infra ponderados con mayor peso en EE UU y emergentes, sobre Europa y Japón, y sobreponderados en consumo no cíclico, tecnología y salud, sectores con resultados predecibles", añade.

El peso de los activos ilíquidos

En alternativos y retorno absoluto la entidad busca fondos que realmente estén descorrelacionados con los mercados de activos de riesgo o que son complementarios al resto de la cartera. "Buscamos vehículos de baja volatilidad y con expectativas de retorno reducido, centrados en fondos UCIT con liquidez frecuente y transparentes en su estrategia y los activos en que invierten", señala Javier Riaño, Data Scientist de Diaphanum.

La entidad recomienda que entre un 5% y un 15% del patrimonio sea invertido en activos ilíquidos. Observa oportunidades en Venture Capital, Private Equity, Renovables, Real Estate e Infraestructuras. De esta forma, se buscan activos con una descorrelación real para aumentar la rentabilidad y proporcionar estabilidad a las carteras.