Inversión indexada sostenible: ¿es tan pasiva como parece?

Verde ISR
Photo by Sylwia Pietruszka on Unsplash Copy

El Foro Español de Inversión Sostenible, Spainsif, está llevando a cabo la Semana de la ISR, un evento anual que se celebra en formato online y que incluye diferentes sesiones en las que se evalúan diferentes aspectos de las finanzas sostenibles. Una de esas sesiones se ha referido a uno de las tendencias que más que se están desarrollando en los últimos años: la inversión indexada con criterios ESG. De hecho, según el informe Global Sustainable Landscape de Morningstar, solo en Europa los fondos pasivos ya suponen el 23% del total de todos los fondos sostenibles. En la sesión ha habido una idea que ha estado muy presente y es si la inversión en ESG a través de productos indexados es realmente tan pasiva como parece.

La gestión previa a la réplica

Y es que si bien un producto indexado tiende a replicar simplemente a un índice, eso no quiere decir que no haya una gestión activa a la hora de componer ese índice. Por ejemplo, según explica Antonio Royo Villanova, especialista en inversión pasiva y ESG de DWS, la construcción de un índice de inversión sostenible se apoya en dos grandes pilares. «El primero es excluir a las compañías que se quiere excluir por sus modelos de negocio o sus riesgos reputacionales y el segundo es el de seleccionar a las compañías que mejor cumplen con los criterios ESG», afirma. Y en su caso añaden un tercer filtro referente a la huella de carbono.

En el caso de NN Investment Partners, también realizan un proceso activo a la hora de lanzar productos indexados ESG. «Hacemos una selección previa del universo en función de una serie de criterios antes de ponernos a replicar el índice. No solo miramos la foto ESG hoy si no que hacemos una foto a futuro», afirma Álvaro Liniers, responsable de desarrollo de negocio de la gestora. Y destaca a este respecto su gama de indexados enhance «que quieren mejorar el perfil de sostenibilidad pero sin alejarse mucho de los índices a los que replican».

La importancia del ADN sostenible

Además, Fernando Luque, editor en España de Morningstar, ha incidido en la idea de que una de las razones que están detrás del buen comportamiento que en líneas generales presentan los índices ESG con respecto a sus equivalentes no ESG es precisamente que incluyen muchas veces a empresas que ofrecen ventajas competitivas o que tienen esos recursos suficientes como para invertir en la sostenibilidad de sus modelos de negocio.

«Los índices de sostenibilidad tienen compañías con más ventajas competitivas o previsiones futuras y eso se traslada a la rentabilidad. Hay que quitar la idea de que la sostenibilidad no es que no sea menos rentable sino que es más rentable en muchos casos por la composición de los índices», afirma. Al fin y al cabo, tal como han recordado las compañías que tienen a la ISR en su ADN, que son las que se incorporan en los índices sostenibles, están reduciendo el riesgo de futuro porque la