Mapfre ejecuta de forma anticipada su opción y compra otro 10% de Abante

jose luis jimenez mapfre y santiago satrustegui abante noticia
Cedida

La aseguradora ha ejecutado de forma anticipada su opción para comprar otro 10% del capital de Abante. Mapfre tomó una participación del 10% de Abante en septiembre del año pasado, mediante una ampliación de capital, y mantenía la posibilidad de hacerse con otro 10%, hasta alcanzar un máximo del 20% hasta junio de 2022. Una opción que ha decidido adelantar.

Santiago Satrústegui, presidente de Abante, ha asegurado que «la alianza está funcionando muy bien». Desde el punto de vista corporativo, recientemente anunciaron el acuerdo de integración, a la espera de la autorización correspondiente, de 360º Cora, con un volumen de 1.300 millones de euros. Se trata de su segunda operación conjunta, ya que en abril del año pasado llegaron a un acuerdo de integración con C2 Asesores.

Los planes de la alianza de Mapfre y Abante tenía varias líneas estratégicas. Además de realizar posibles operaciones en el mercado español, ambas compañías empezaron a trabajar de forma conjunta en la creación de nuevos productos financieros alternativos. En ese sentido, lanzaron junto con el grupo de servicios financieros de origen australiano Macquarie un fondo de infraestructuras, Mapfre Intraestructuras, del que recientemente han anunciado el primer cierre con un importe de 300 millones de euros. Por otro lado, también lanzaron el fondo Mapfre Private Equity FCR, un fondo de fondos de, al menos, 250 millones asesorado por Altamar.

En esta misma línea, «hay muchos proyectos e ideas encima de la mesa que iremos viendo en los próximos meses», ha adelantado José Luis Jiménez, director general de inversiones de Mapfre, que cree que «nos guste o no, la gestión alternativa va a ir ganando terreno en los próximos años en la medida en que la renta fija ha ido perdiendo terreno».

Próximos planes

Este proyecto común tiene como objetivo «trabajar como una única compañía, dar servicio al cliente con todas estas capacidades y solucionarle problemas con un enfoque global», han explicado. A nivel patrimonial no se ponen objetivos: «Creemos que podemos crecer mucho más, en el último año la aceleración ha sido de 1.000 millones de activos. Tenemos mucho recorrido pero no tenemos ninguna cifra concreta que nos hayamos planteado», ha adelantado Satrústegui.

Por otro lado, ambos socios están contemplando oportunidades de internacionalización del modelo de gestión de patrimonios de Abante en Latinoamérica.