Por qué los tipos cero aumentan el atractivo de los activos privados

TRIBUNA de Carla Bergareche, directora general para España y Portugal, Schroders. Comentario patrocinado por Schroders.

La dificultad para generar rentabilidades atractivas en los activos tradicionales es una razón clave para que los activos privados sigan atrayendo el interés de los inversores. De hecho, el mercado de capital riesgo duplica actualmente el tamaño que tenía en 2009. Advertisement

Y es que, en el actual entorno de bajos tipos de interés, en el que las emisiones de renta fija ofrecen escasa rentabilidad y las acciones presentan sobrevaloraciones, los mercados privados brindan una amplia variedad de herramientas de creación de valor.

Entre estas herramientas se encuentra la llamada prima de iliquidez, con la que los inversores son recompensados por mantener su capital. Históricamente, asegurarse dicha prima ha sido un factor clave para los inversores que asignaban capital a los mercados privados. No obstante, hay que tener en cuenta que, con un número cada vez mayor de inversores dispuestos a aceptarla y algunos incluso a buscar activamente la iliquidez, es lógico suponer que esta se está reduciendo.

Por su parte, la prima de complejidad sigue siendo una impulsora clave de la rentabilidad. Esta se refiere al exceso de rentabilidad impulsado no por el sacrificio de la liquidez, sino por el nivel de compromiso necesario, tanto en la búsqueda de una operación, como en las habilidades y el trabajo necesarios para que sea un éxito. La prima de complejidad puede encontrarse en áreas más especializadas y de más difícil acceso y para obtenerla es necesario un profundo conocimiento, contactos y un compromiso continuo.

Además de estos dos ejemplos, en el mundo del capital riesgo, las coinversiones y las transacciones secundarias también ofrecen un valor añadido en este contexto de bajos tipos. Con las coinversiones, los socios limitados (LP, aquellos que invierten en fondos cerrados a plazo fijo) pueden tener acceso con mayor flexibilidad a sectores, zonas geográficas y modelos de negocio más atractivos. Mientras que las operaciones secundarias, en particular las dirigidas por gestores de fondos, ofrecen a los inversores entrantes la posibilidad de invertir junto a ellos en un grupo selecto de empresas de su cartera de fondos. Sin embargo, con el aumento de la competencia por las oportunidades de inversión, los gestores deben demostrar cada vez más sus capacidades de gestión. Por ejemplo, ofreciendo una visión acorde con los objetivos establecidos, capeando situaciones complejas o demostrando confianza, rapidez de respuesta y capacidad de capital.

Por otro lado, una de las lecciones más importantes del COVID-19 en el ámbito del capital privado ha sido la necesidad de que los inversores inmobiliarios comprendan plenamente los riesgos operativos a los que se exponen a través de sus inquilinos. Cuando el negocio de un inquilino cambia, o un mercado no funciona bien estructuralmente, esto no es solo un problema para la parte que paga el alquiler. Así, la gestión de este riesgo supuso equilibrar e igualar los intereses de los clientes con la seguridad y el bienestar de los inquilinos. En este sentido, el nivel de compromiso sin precedentes que los inquilinos han mostrado durante la pandemia ha contribuido a aumentar las tasas de cobro de los alquileres en comparación con la media del sector. Además, también se han creado oportunidades beneficiosas para cambiar las estructuras de los arrendamientos con el fin de impulsar la futura rentabilidad de ambas partes.

Como conclusión, es poco probable que el problema de los tipos de interés cero desaparezca a corto o medio plazo. Hay argumentos para que la represión financiera a través de la política persista durante mucho más tiempo, incluso cuando los tipos se sitúen por encima de cero o dejen de ser negativos. Los inversores de todos los mercados tendrán que tener en cuenta la diversificación de las fuentes de rentabilidad más allá de los mercados tradicionales. En este sentido, el mundo de los activos privados ofrece una amplia variedad de herramientas a los inversores que se enfrentan a estos retos.

“Los inversores de todos los mercados tendrán que tener en cuenta la diversificación de las fuentes de rentabilidad más allá de los mercados tradicionales”

Si quieres profundizar más sobre las ventajas que ofrecen los activos privados en este entorno de tipos cero, puedes consultar este artículo:  The Zero: Why zero rates are increasing the appeal of private assets – Inversores profesionales – Schroders. Y si quieres conocer más sobre la inversión en activos privados a través de Schroders, haz click aquí: Activos privados – Inversores profesionales – Schroders.