«Sell in may and go away!» vale sí, ¿pero en que día de MAYO vendo?

Muchos de ustedes habrán escuchado alguna vez el viejo dicho de "Sell in May and go away, stay away till St Leger's Day" (Vende en mayo y márchate, y vuelve el día de San Léger). Tal vez menos se habrán parado a pensar si es cierto y por qué.

Antes de nada, una pequeña explicación: el día de San Léger es la más antigua de las clásicas carreras de caballos inglesas, y se celebra cada año en Doncaster, Yorkshire, en septiembre, marcando el final de la temporada de verano inglesa.

Este dicho hace referencia a una tendencia amplia, una anomalía que, si se toma literalmente como estrategia de inversión, podría dar resultados rentables, pero sería como ir a la guerra con una porra. La complejidad de los modernos mercados internacionales y la enorme gama de oportunidades de inversión abiertas para nosotros piden en realidad un enfoque mucho más sofisticado, que debe basarse en la experiencia, el conocimiento y el esfuerzo. Más específicamente: para un enfoque maduro de las inversiones basadas en los ciclos, es fundamental poder identificar los ciclos en los distintos sectores y vehículos de inversión, descubrir las causas del ciclo (¿es, por ejemplo, debido a los picos de la demanda?, ¿a la escasez de suministro?, ¿o por algo tan banal como el pago de dividendos?), entender la naturaleza del ciclo (¿se trata de una corrección, un ciclo primario o secular?), y, fundamentalmente, entender sus plazos. Y esto es lo que hemos hecho: utilizar la gama completa de herramientas disponibles para los analistas del mercado con experiencia y así identificar estos ciclos y explotarlos al máximo.

Así pues, pongámonos serios ante el asunto. Fijémonos en los siguientes datos, que corresponden al Eurostoxx en su conjunto. Por supuesto, no hace falta decir que hay muchas acciones dentro de este índice que no siguen el patrón que se muestra. En primer lugar, vamos a ver que mayo no es un mes particularmente positivo. Si nos fijamos en el comportamiento del índice desde 1992 se observa lo siguiente:

El numero de años positivos del mes de mayo es inferior al 50%, solo 8 de los 19 años ha tenido un comportamiento positivo y el rendimiento medio de estar invertido en mayo es negativo, versus el rendimiento anual que ha tenido un 68% de años positivos con un rendimiento medio cercano al cinco, parece lógico que tengamos nuestras dudas de si durante el mes de mayo hemos de estar o no invertidos en el Eurostoxx.

…Y si, además, agregamos que el valor del índice general cae durante los meses de junio, julio, agosto y septiembre, parece claro que mayo sería un buen mes para vender. Así, el consejo del proverbio no parece fuera de lugar.

Hay tres fases completamente diferentes, dos con una marcada tendencia alcista que coincide con el cambio de mes, y otra, a mediados de mes, con una clara tendencia negativa.

Otra consideración que debemos tener en cuenta es que diferentes estudios han llegado a la conclusión que el cambio de mes tiene características particulares en cuanto al funcionamiento del mercado. Sin embargo, sea como fuere, nuestros propios estudios demuestran que este fenómeno no se repite de la misma manera en todos los meses del año.

Así pues como dice el refrán, simplificando mucho y como argumenta este articulo: El 2 de mayo podría ser un buen día para vender nuestras acciones o fondos de renta variable y volver al mercado de acciones después del verano.

Por desgracia nosotros tendremos que estar siguiendo el mercado, ya que de los 40 activos que tenemos en cartera, algunos si que creemos que puede ser un buen momento para venderlos, pero otros tienen su fase alcista prolongada hasta el verano. Además nuestros estudios sobre más de 400 activos diferentes, nos indican buenas oportunidades de compra para este mes de mayo.